El tiempo por Tutiempo.net
El tiempo por Tutiempo.net

Cambió la educación; deben volver virtudes, más matemáticas: Mendoza

La pandemia dejó un profundo cambio en la educación y es por ello la oportunidad de revaluar los modelos educativos, sobre todo volviendo a lo básico como virtudes y matemáticas con más dedicación, declaró la investigadora chihuahuense Yesenia Mendoza.

Por: Redacción 21 Junio 2022 20:01

Video | Entrevista completa con la doctora Yesenia Mendoza.

En entrevista para tiempo.com.mx y puentelibre.mx, Yesenia Mendoza Villalobos, doctora en Educación, Artes y Humanidades por la UACH, explicó los resultados de recientes investigaciones donde plantea la virtud como el objetivo central en la educación y otras áreas de la vida humana.

Pandemia cambió la educación.

La investigadora quien además es docente por las facultades de Filosofía y Letras y Ciencias Políticas y Sociales de la UACH narró cómo inició un estudio sobre el impacto en los alumnos, docentes y el resto de la universidad con la pandemia, pues obligó a una modalidad virtual a distancia, luego híbrida “y ahora volvemos a la presencial”.

“Era lo común y regresamos a la normalidad pero es la de ahorita” con la pandemia vigente, “no la normalidad que conocíamos. ¿Por qué? Por atravesar la virtualidad y luego el modelo híbrido”.

“Todos los estudiantes y cuerpo universitario pasamos por eso. Vienen del duelo, con secuelas en su persona de COVID-19, cuestiones psicológicas, físicas, de entornos. Algunos son foráneos y en el regreso a lo presencial ellos tenían que buscar casa de renta para regresar unas cuantas semanas de clase”, todo esto cambió en los alumnos de la UACH, por ejemplo.

“Muchos no tenían claridad de si aceptaban o no el modelo virtual o híbrido” cuando comenzó a indagar entre la opinión de la comunidad universitaria. Por tanto su trabajo en proceso de investigación social “será una recopilación de lo que deja la educación virtual, luego híbrida y ahora presencial” a lo largo de la pandemia.

Deben volver virtudes, ética, matemáticas.

“Materias que deben volver: Civismo, ética, matemáticas clásicas. Las matemáticas no han desaparecido pero se ha aminorado la intensidad, lo podemos ver de una generación a otra”.

“Nuestros papás hacen suma resta con la mente, luego las nuevas generaciones usan dispositivos, sacan los dedos para contar. Se nota la diferencia en la educación, por poner breve ejemplo”.

“Con la virtud estamos en búsqueda constante de mejora” en el modelo educativo.

Los modelos educativos a lo largo de los últimos años “nos quitaron los sistemas, métodos, procesos. Nos limitan en algunos sentidos, nos quedamos con limitación” en campos como los que menciona.

“Si no tenemos o encontramos algo suficiente en elementos de la verdad, del razonamiento, la libre intencionalidad, vamos encontrando sustitutos. Muchas instituciones educativas y modelos agregan y agregan materias”.

“Esas materias se justifican en entornos actuales, queremos verlas necesarias, pero se identifica una, luego otra, otra, otra... Nos llenan de muchas materias con contenido de actualidad, se nos dice -y están en lo correcto-, pero están sustituyendo esa cuestión esencial o básica para la formación del ser humano”.

“Vale la pena el análisis (de cuáles materias eliminar o sumar en las escuelas), por el parteaguas en el que estamos por la cuestión de educación, podría ser buena oportunidad para retomar esto y ver qué tenemos de materias nuevas que sí suman a la formación de nuestros estudiantes, no sólo para una profesión en concreto sino para el individuo como tal”

Los elementos que conforman la virtud.

La virtud, confirma, es el ejercicio voluntario de un acto bueno con constancia. Al hablar de la virtud “partimos de los clásicos (griegos), no puede omitirse -a Aristóteles-, hablamos de obras, buenas acciones, una acción buena llevada a cabo de una manera repetitiva, dada bajo una libre intencionalidad”.

“La virtud contempla los elementos carácter, conocimiento y voluntad. Luego viene el ejercerlo. Son tres los componentes de una virtud: que conozcas, querer hacerlo y llevarlo a cabo” el acto bueno y constante.

Sobre la voluntad, uno de esos tres elementos, destacó Yesenia Mendoza que “donde quiera vemos motivación, liderazgo, enfocamos carreras y materias a ella, pero la voluntad es solo uno de los factores y si nos centramos solo en eso y descuidamos lo básico es en una forma un poco superfluo”.

No estamos habituados a hablar de la virtud.

“Cuando planteo el término fue de inicio un choque. No estamos habituados al término en la institución educativa”.

“Cuando hablas de moral, de valores, de ética se maneja así. Hablar de virtud provoca cierto bloqueo, no estamos habituados, se ha dejado en diferentes entornos”.

“No son aspectos que se suelen interiorizar mucho, nos involucra en diferentes aspectos de la vida”.

“El libro ‘Tras la virtud’ aborda la virtud, pero muchos hablan de ética y valores y refieren temas de ‘virtud’ pero no hay recepción de la ‘virtud’ en la sociedad actual, se maneja con un término u otra”.

El vicio.

“‘Desvirtúa’, ‘vicio’ que es la contraparte de la virtud, son conceptos más usados”.

Nos lo encontramos todos los días en las noticias. El vicio es muy actual. La virtud ahí está, todos lo manejamos todos los días pero no lo decimos”.

Universitarios, investiguen.

“Acérquense a la investigación. Aquí hablamos de ecuación y filosofía pero podemos hablar de administración, economía, hay un sin fin de oportunidades”.

“Hay muchas problemáticas que resolver, de acciones sociales que requieren atención, que la misma sociedad está ávida de encontrar. Invitarlos, principalmente a la comunidad universitaria, a que se acerquen a la investigación”, concluyó la doctora Mendoza.

 


Las Más Leídas




Publiguía